Dal de Lentejas Rojas y Coco | Paula's Apron

El Dal es uno de mis platos favoritos de la gastronomía India y este Dal de Lentejas Rojas y Coco es una de las versiones que más me gusta. Cremoso, aromático e ideal para entrar en calor ahora que al fin ha llegado el frío. Encima es muy fácil de hacer en casa. Solo necesitas una cazuela e ingredientes que podemos encontrar fácilmente hoy en día en todos los supermercados grandes. Acompáñalo de arroz basmati y de pan naan y vas a viajar a la India sin moverte de casa.

Nota: la receta completa, incluidas las cantidades de los ingredientes, se puede encontrar en la parte inferior de esta página. Simplemente ve hacia abajo o haz clic en el botón «Salta a la Receta» que encontrarás arriba del todo de esta publicación.

Este Dal de Lentejas Rojas y Coco (daal, dahl o dhal) es cremoso, aromático e ideal para entrar en calor cuando llega el frío. Encima es muy fácil de hacer en casa. Solo necesitas una cazuela e ingredientes que podemos encontrar fácilmente hoy en día en todos los supermercados grandes. Acompáñalo de arroz basmati y de pan naan y vas a viajar a la India sin moverte de casa. | Receta de Paula's Apron

¿Que es el Dal?

Dal, Daal, Dhal o Dahl es tanto un ingrediente como un plato. Por un lado es como se denomina a las legumbres secas en India en general (lentejas, judías…), aunque en occidente comúnmente cuando decimos dal solamos asociarlo a lentejas. Y por el otro también se refiere a los platos hechos con estas legumbres.

Dal en sanscrito significa «partir» por eso en general las legumbres utilizadas para el dal son legumbres descascarilladas, sin piel y partidas, como la lenteja roja de hoy, que de hecho se llamaría masoor dal. Y el hecho de que estén partidas hace que al cocinarse un dal tenga consistencia como de puré, cremosa, más que de clásico plato de legumbres enteras y «sueltas» al que estamos acostumbrados.

Hay mil versiones de dal en toda la India, porque no es que solo cada región tenga sus variantes, sino que además cada casa le da su toque, ya sea por el sofrito que se haga, el mix de especias o la legumbre que se use (entre otras cosillas). Esto te dice lo versátil que es, además de ser uno de esos platos difícil de liarla.

En cuanto al sabor, aunque uses la misma legumbre, puede variar mucho según lo que uses para hacerlo. Puede picar o no, ser más o menos aromático, llevar leche de coco o simplemente agua o caldo, llevar verduras o sin verduras… Vamos, que según lo que le apetezca al cocinero sabrá de una manera o de otra.

Notas sobre Los Ingredientes para Hacer Esta Receta de Dal de Lentejas Rojas y Coco

La lista de ingredientes para hacer este dal del lentejas rojas te puede parecer un poco larga por las especias que se requieren, pero no te preocupes, que hoy en día se encuentran fácilmente en las grandes superficies y online y las puedes usar en muchos más platos de la cocina India u otras cocinas como la nuestra mediterránea.

  • Lenteja roja: es la legumbre que vamos a usar hoy. Viene pelada y partida y es como la queremos para obtener como resultado un dal extra cremoso.
  • Cebolla: un ingrediente clásico para el sofrito tanto de la cocina india como de la nuestra. Para esta receta me encanta como queda la cebolla roja, pero cualquier cebolla para sofreír te irá bien (desde las más dulzonas como la de Figueres o Fuentes a la clásica de piel marrón). Las chalotas también quedan de cine.
  • Ajo: un clásico en la cocina India en sus sofritos o para hacer pastas de especias.
  • Jengibre: hoy uso seco porque siempre tengo a mano, pero puedes usar fresco sin problema. Si usas fresco, para mi no hace falta pelarlo (un paso que te ahorras) y tendremos que usar en más cantidad. En la receta detallada al final te indico los equivalentes.
  • Curry: la especia conocida como curry es de hecho una mezcla de muchas especias, por lo que según el curry que uses el sabor del dal te puede variar. Esto significa que no te extrañe si ves polvos de curry más anaranjados, más amarillentos o incluso más marrones-verdosos, todo depende de las especias que lleve y de la proporción de cada una.
  • Cúrcuma: una especia tipiquísima de la cocina india, que me gusta añadir aunque el curry que use ya lleve porque además de su sabor me encanta como potencia el color del plato. ¡Y además tiene tan buenas propiedades!
  • Pimentón: en los platos indios se suele usar Kashmiri Chili, pero como no lo encuentro fácilmente y hoy no quería un toque picante desde el inicio he usado solo pimentón dulce. Aporta sabor, color y lo podemos usar en mil platos de nuestra cocina además.
  • Mostaza en grano: le da una intensidad al dal que me encanta. No pica como tal pero deja ese punto lejano a mostaza.
  • Caldo: me gusta usar caldo de verduras para dar más saborcito, pero agua o caldo de pollo también van bien (el caldo de pollo no deja sabor a pollo como tal, sino aporta umami).
  • Tomate triturado: lo puedes usar todo el año y da muy buen saborcito. También podrías usar tomate troceado o tomate entero y lo trituras primero. Alternativamente, podrías usar tomate concentrado, en este caso tendrías que añadirlo justo después de las especias y rehogarlo un poco para potenciar todo su sabor. En la receta detallada al final te indico los equivalentes.
  • Leche de coco: aporta un extra de cremosidad y ese toque aromático-afrutado que va tan bien con las especias indias. Si no te gusta el sabor a coco o no tienes a mano, puedes sustituirlo por más caldo.
  • Aceite: yo lo uso de coco en este caso para ir de la mano con la leche de coco y va bien para sofreír los ingredientes de la salsa. Si no tienes, puedes usar sin problema aceite de oliva virgen extra.
  • Sal: para realzar los sabores, indispensable.
Especias para Dal de Lentejas Rojas y Coco: curry, cúrcuma, pimentón dulce, mostaza en grano y jengibre.

Qué Podemos Añadir a Este Dal

Como te comentaba, un dal, sea del tipo que sea, es súper versátil y puedes tunearlo con las verduras que tengas a mano, que te gusten o que quieras. A mi me gusta añadirle verduras asadas, al vapor o cocinadas directamente con el dal. Algunos ejemplos:

  • Espinacas, Acelgas o Kale (ya sea la variedad rizada, la toscana – cavolo nero – u otra de la familia): puedes añadir la hoja los últimos 5 minutos de cocción para que se ablande. Si usas espinaca fresca no baby, puedes cortar el tallo pequeñito y añadirlo junto con el sofrito. Lo mismo aplicaría con las acelgas. La penca la tendríamos que picar pequeñita y puedes o bien rehogarla con la cebolla, o bien añadirla cuando añadas las lentejas si solo quieres hervirla y no dorarla.
  • Brócoli o Coliflor: corta los arbolitos y lamina el tallo. Los puedes o bien asar en el horno o bien cocer al vapor. La hoja también se puede reaprovechar, simplemente la troceamos y la añadimos 5 minutos antes de apagar el fuego junto con los arbolitos y tallo cocidos. También puedes añadirlos junto con las lentejas para que se cuezan a la vez, pero en este caso a mi alguna vez se me han pasado de cocción y por eso este método no me gusta tanto.
  • Calabaza: la tendremos que pelar y cortar a dados. Como con el brócoli o la coliflor, la puedes o bien asar en el horno o bien cocer al vapor y la añadimos 5 minutos antes de apagar el fuego junto. También puedes añadirla junto con las lentejas para que se cueza a la vez, pero en este caso, como te comentaba en en el punto anterior, como a veces las lentejas requieren más o menos tiempo, no puedo controlar también que queden al punto.
  • Berenjena o Calabacín: puedes cortarlos a dados o a media lunas y asarlos o saltearlos. A mi como más me gusta es asarlos al horno y añadirlos al final, unos 5 minutos antes de apagar el fuego. No obstante, si quieres saltearlos, entonces añádelos con el sofrito para que se doren.
Este Dal de Lentejas Rojas y Coco (daal, dahl o dhal) es cremoso, aromático e ideal para entrar en calor cuando llega el frío. Encima es muy fácil de hacer en casa. Solo necesitas una cazuela e ingredientes que podemos encontrar fácilmente hoy en día en todos los supermercados grandes. Acompáñalo de arroz basmati y de pan naan y vas a viajar a la India sin moverte de casa. | Receta de Paula's Apron

Con Qué Servir el Dal de Lentejas Rojas y Coco

Para tener un plato redondo, yo te recomiendo que lo acompañes con alguno de los siguientes ingredientes, no solo para tener un plato más completo sino para que te quede una presentación de 12. Sobretodo que no te falte algo para poder rebañarlo todo bien.

  • Arroz: a mi me encanta el basmati o jazmín para este plato porque son más aromáticos, pero el que tengas en casa sirve. La cuestión es tener algo para no dejar limpio el plato.
  • Pan: naan (el clásico), bazlama, pita incluso… no solo sirve para mojar sino que como ellos lo usan es a modo cuchara.
  • Yogur: queda genial hacer un remolino con yogur para presentar el dal, además que al mezclarlo todo su toque ligeramente ácido y lácteo acompaña súper bien al resto de sabores. Puedes usar yogur de coco, yogur griego o yogur natural. Si lo encuentras muy espeso, dilúyelo con leche o agua.
  • Fenogreco, Perejil o Cilantro: aportan un contrapunto de frescor y un toque de color que siempre va bien. Las hojas de fenogreco se usan típicamente para terminar platos en la India, y suelen usarse secas (también se conoce como hojas de alholva).
  • Chile Fresco: aporta un toque picante (si no le sacas las semillas), de color y sabor al plato. Hace que la presentación quede muy chula.
  • Semillas de Nigella: también llamadas comino negro, ajenuz, kalonji o kalwani. Se parecen de forma al sésamo negro si miramos rápidamente, pero si nos acercamos ya solo el aroma nos hará dar cuenta de que nada tienen que ver. Su forma es como de gota piramidal, pero si no se ve muy de cerca no se aprecia y por eso a veces se confunde con el sésamo negro. Y su aroma nada tiene que ver con el comino (todavía no sé porque se le llama comino negro), tiene como una fragancia afrutada y a madera a la vez. En el dal va genial para dar color y sabor (de hecho se usa mucho en los currys indios).
Este Dal de Lentejas Rojas y Coco (daal, dahl o dhal) es cremoso, aromático e ideal para entrar en calor cuando llega el frío. Encima es muy fácil de hacer en casa. Solo necesitas una cazuela e ingredientes que podemos encontrar fácilmente hoy en día en todos los supermercados grandes. Acompáñalo de arroz basmati y de pan naan y vas a viajar a la India sin moverte de casa. | Receta de Paula's Apron

Como Conservar este Dal de Lentejas Rojas y Coco

En la nevera: pon el dal de lentejas rojas y coco en un recipiente hermético y una vez frío, guárdalo en la nevera hasta 5 días. Ten en cuenta que como contiene leche de coco, en la nevera va a espesarse bastante (el aceite de coco que contiene la leche de coco y la mantequilla con el frío se solidifican). Cuando la recalientes volverá a coger la consistencia que tenía antes de refrigerarla y siempre puedes aligerarlo con agua o caldo.

En el congelador: pon el dal de lentejas rojas y coco en un recipiente hermético. Una vez frío, guárdalo hasta 3 meses en el congelador. Si haces mucha cantidad, te recomiendo que congeles las cantidades que crees que usarías para una comida en distintos recipientes, ya que una vez lo descongeles no se debería de volver a congelar. Es normal que lo notes muy espeso cuando lo descongeles como te comentaba en el punto anterior, al recalentarlo se volverá más líquido.

Este Dal de Lentejas Rojas y Coco (daal, dahl o dhal) es cremoso, aromático e ideal para entrar en calor cuando llega el frío. Encima es muy fácil de hacer en casa. Solo necesitas una cazuela e ingredientes que podemos encontrar fácilmente hoy en día en todos los supermercados grandes. Acompáñalo de arroz basmati y de pan naan y vas a viajar a la India sin moverte de casa. | Receta de Paula's Apron

Algunas Preguntas Frecuentes

¿Puedo sustituir la leche de coco?

Como te comentaba en el apartado de notas sobre los ingredientes, si no te gusta el sabor a coco, eres alérgico o no tienes a mano, puedes sustituirlo por más caldo. En este caso no lo sustituiría por nata o similar.

¿Por qué sofríes las especias?

Sofreír las especias con aceite primero despierta todos sus aromas y además los químicos aromáticos de cada una de las especias usadas reaccionan entre ellas creando un aroma más unificado. Eso sí, solo necesitas 30 segundos – 1 minuto ya que las especias molidas pueden quemarse bastante rápido, lo que se cargaría todo su sabor y el plato.

¿Se puede preparar con antelación?

¡Sí, sí, sí! Es de esos platos que cogen aún más sabor con el reposo, por lo que puedes hacerlo tranquilamente uno o dos días antes. Verás como todos los sabores se asientan y este dal de lentejas rojas y coco es aún más bueno si cabe. Así que si entre semana no tienes tiempo, puedes hacerlo el finde en modo batch cooking sin problema :). Además, puedes hacer el doble o triple de cantidad y congelar una parte para más adelante. Lo único que te recomiendo es que si lo haces de un día para otro no le añadas los toppings.

Este Dal de Lentejas Rojas y Coco (daal, dahl o dhal) es cremoso, aromático e ideal para entrar en calor cuando llega el frío. Encima es muy fácil de hacer en casa. Solo necesitas una cazuela e ingredientes que podemos encontrar fácilmente hoy en día en todos los supermercados grandes. Acompáñalo de arroz basmati y de pan naan y vas a viajar a la India sin moverte de casa. | Receta de Paula's Apron

Más Recetas para Disfrutar de la Cocina India en Casa

Vídeo Receta

La receta detallada en formato imprimible la tienes justo debajo.

Dal de Lentejas Rojas Cremoso y Aromático

Si haces esta receta de Dal de Lentejas Rojas y Coco, deja un comentario y una valoración para que sepa qué te ha parecido. ¡Tu opinión vale millones! Ah, y no te olvides de etiquetarme en Instagram, me encantaría ver tus creaciones. ¡A cocinar!

Este Dal de Lentejas Rojas y Coco (daal, dahl o dhal) es cremoso, aromático e ideal para entrar en calor cuando llega el frío. Encima es muy fácil de hacer en casa. Solo necesitas una cazuela e ingredientes que podemos encontrar fácilmente hoy en día en todos los supermercados grandes. Acompáñalo de arroz basmati y de pan naan y vas a viajar a la India sin moverte de casa. | Receta de Paula's Apron
5 de 6 votos

Dal de Lentejas Rojas y Coco

Este Dal de Lentejas Rojas y Coco (daal, dahl o dhal) es cremoso, aromático e ideal para entrar en calor cuando llega el frío. Encima es muy fácil de hacer en casa. Solo necesitas una cazuela e ingredientes que podemos encontrar fácilmente hoy en día en todos los supermercados grandes. Acompáñalo de arroz basmati y de pan naan y vas a viajar a la India sin moverte de casa.
Imprimir Receta Pin Receta Valora
Tiempo de Preparación5 minutos
Tiempo de Cocción35 minutos
Tiempo Total40 minutos
Sirve: 4 – 8 personas (según si lo usas para acompañar o como principal)
Autor: Paula

Ingredientes

Para el Dal

  • 2 cdas de aceite de coco - o aceite de oliva virgen extra
  • 1 cebolla morada - pelada y picada pequeña
  • 2 dientes de ajo - pelados y picados
  • 1 cda de curry en polvo
  • 1/2 cdta de jengibre en polvo - o una cda de jengibre fresco picado muy pequeño o rallado
  • 1 cdta de cúrcuma
  • 1 cdta de pimentón dulce
  • 1 cdta de mostaza en grano - no mostaza de dijon antigua sino las bolitas de mostaza
  • 300 g de lentejas rojas
  • 400 ml de leche de coco - es sustituible por caldo.
  • 300 g de tomate triturado - o tomate troceado o entero en conserva y triturados. También puedes sustituir por una cda de tomate concentrado. Ver notas.
  • 700 ml de caldo - preferiblemente de verduras sino de pollo. Te recomiendo extra para ajustar la consistencia al gusto.
  • 1 cdta de sal - dividida en 2

Para Servir (opcional)

  • Yogur - de coco, griego o natural.
  • Semillas de nigella
  • Prejil - cilantro o fenogreco
  • Chile fresco - laminado
  • Pan naan - tienes mi receta en la web, te dejo el link en notas.
  • Arroz - basmati o jazmín preferiblemente.

Instrucciones

  • En una cazuela o sartén de unos 25cm-30cm de base, derrite el aceite de coco a fuego medio (o calienta el aceite de oliva).
  • Añade la cebolla y póchala con media cucharadita de sal hasta que esté translúcida y dorada (en el caso de usar cebolla morada verás que se oscurece ligeramente y su sabor se suaviza).
  • Añade el ajo, el curry, el jengibre, la cúrcuma el pimentón y la mostaza en grana y remueve bien durante medio minuto para activar los sabores de las especias.
  • Echa las lentejas, el caldo, la leche de coco y el tomate concentrado a la cazuela junto a la otra media cucharadita de sal. Deja que haga chuchup a fuego medio-bajo unos 25 minutos, removiendo de tanto en cuanto para asegurarte de que no se pega al fondo. Llegados a este punto comprueba la consistencia del dal y el punto de las lentejas, si todavía les falta cocción y ves el daal muy seco, añade un poco de agua o caldo y continúa cocinándolo hasta que las lentejas estén blandas (a mi me suele tardar unos 35-40 minutos. El tamaño y potencia del fuego y el diámetro de la sartén o cazuela pueden hacer que el líquido se evapore más o menos y esto afecta al tiempo exacto de cocción de las lentejas). Tiene que quedar una textura cremosa, como de puré pero sin ser muy espeso (es normal esta textura y no ver casi ninguna lenteja entera ya que las lentejas rojas no tienen piel y están partidas).
  • Para servirlo, decóralo con un remolino de yogur (si es muy espeso dilúyelo con agua o leche primero), semillas de nigella, y añade un toque de frescura con perejil, cilantro o fenogreco picado y chile fresco (sin las semillas si no quieres picante). Acompáñalo de arroz y pan naan y ¡a disfrutar!

Notas

  • Las medidas cucharadas (cdas) y cucharaditas (cdtas) son de las cucharas medidoras estándar (1 cda = 15 ml, 1 cdta = 15 ml).
  • Si usas tomate concentrado, añádelo justo después de las especias y rehógalo un poco para potenciar todo su sabor.
  • En el blogpost de esta receta de he dejado muchas ideas de verduras que puedes añadir a tu dal.
  • Aquí tienes la receta de mi pan naan casero: https://paulasapron.com/pan-naan-casero/
  • Se puede preparar con antelación. Es de esos platos que cogen aún más sabor con el reposo, por lo que puedes hacerlo tranquilamente uno o dos días antes.
  • Para conservarlo:
    • En la nevera: pon el dal en un recipiente hermético o tarro y una vez frío guárdalo en la nevera hasta 5 días.
    • En el congelador: pon el dal en un recipiente hermético, tarro o en una bolsa para el congelador incluso. Una vez frío, guarda hasta 3 meses en el congelador. Si haces muchas cantidad, te recomiendo que congeles en distintos recipientes con las cantidades que crees que usarías para una comida, ya que una vez lo descongeles no se debería de volver a congelar.
    • Con el frío se vuelve denso y es normal, cuando lo vuelvas a recalentar cogerá de nuevo una consistencia más líquida y la puedes terminar de ajustar al gusto con agua o caldo.

¿Has hecho la receta?

Dime, ¡¿qué te ha parecido?! Deja un comentario a continuación y etiqueta @paulasapron en Instagram y/o usa el hashtag #paulasapron.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puntuación de la Receta




Únete a la Conversación

  1. Jan AbCe says:

    Menudo recetón.
    Ahora bien, no lo he visto con lenteja pardina, ¿crees que quedaría muy distinto de sabor o podría ser tan rico como con las lentejas rojas? Creo que lo voy a intentar por eso de tenerlas más a mano.
    Un abrazo5 stars

    1. Paula Author says:

      Hola Jan! Muchas gracias 🙂 Creo que con lenteja pardina podría quedar muy bien, simplemente cambiaría un poco la textura (no quedaría tan cremoso ya que la lenteja pardina no viene pelada y partida como la roja). Puedes ponerla en remojo o no al gusto ya que la pardina al ser pequeñita no tarda tanto en cocerse como la lenteja castellana por ejemplo. En cualquier caso tendrás que ajustar la cantidad de caldo respecto a la receta que he compartido con lenteja roja (de lenteja a lenteja varia la de líquido que pueden absorber). Espero que te sirva!

  2. Natalia Castellanos says:

    Está recetA es una delicia, gracias Paula por tu compartir y detallado proceso ❤️5 stars

    1. Paula Author says:

      ¡Gracias a ti Natalia! ❤️❤️❤️❤️❤️

  3. Hola Paula, me encanta tu formato de recetas, lo dejas todo super clarísimo y haces que sea una lectura hasta amena. Tengo una pregunta. Podría prepararlo en olla express? Si es así, cuánto tiempo de cocción?
    Un saludo y gracias ☺️5 stars

    1. Paula Author says:

      Hola Carlos! Primero de todo muchísimas gracias :). Me imagino que sí que se podría pero no sabría decirte el tiempo exacto ya que no lo he probado. Puedes guiarte por otras recetas que hayas hecho con y sin olla exprés a lo mejor y adaptar el tiempo que indico en la receta a la reducción proporcional de tiempo para la olla. Ya me dirás!

Close
Have Fun & Cook with Paula's Apron
© Paula's Apron 2023. All rights reserved.
Close