Ñoquis con Salsa Cremosa de Calabaza

508

Estos Ñoquis con Salsa Cremosa de Calabaza son puro otoño y lo más importante, ¡están buenísimos! Ñoquis (gnocchi), ya hechos para acelerar el proceso, salvia crujiente y una salsa de calabaza que es la estrella de este plato. Puré de calabaza, ajo, cebolla, pimienta blanca, nuez moscada y un toque de brandy hacen la mejor salsa para esta estación. Y además, ¡la salvia y la calabaza hacen una pareja perfecta! El toque de salvia crujiente al final aporta mucho sabor, textura y, sin nada de complicaciones, mejora la presentación de los ñoquis. Es un plato de esos que animan el día, perfecto para entrar en calor y, ¡lo tienes listo en solo 25 minutos!

Estos Ñoquis con Salsa Cremosa de Calabaza son una comida o cena saludable y perfecta para esta estación. Ñoquis, ya hechos para acelerar el proceso, salvia crujiente y una salsa de calabaza que es la estrella de este plato. Puré de calabaza, ajo, cebolla, pimienta blanca, nuez moscada y un toque de brandy hacen la mejor salsa otoñal. Y además, ¡la salvia y la calabaza hacen una pareja perfecta! El toque de salvia crujiente al final aporta mucho sabor, textura y, sin nada de complicaciones, mejora la presentación de los ñoquis. Es un plato de esos que animan el día, perfecto para entrar en calor y, ¡lo tienes listo en solo 25 minutos! | Receta de Paula's Apron (Gnocchi con salsa cremosa de calabaza)

La última vez que hice pasta con salsa de calabaza el otoño pasado, no vi a mi pareja muy convencida. Y es que él no es de sabores dulces en platos salados, por lo que usar calabaza para una salsa con pasta… pues me dijo que no era lo suyo. Me propuse convencerlo este otoño, por lo que cogí mi receta original y reduje la cantidad de calabaza, puse más salvia (no solo como decoración sino mezclada con la salsa y los ñoquis), cambié el ajo asado que es como dulzón por ajo crudo (lo que además simplifica la receta) y añadí nuez moscada. ¡Y voilá! Esta vez mis Ñoquis con Salsa Cremosa de Calabaza triunfaron.

Hojas de salvia fritas en mantequilla para los Ñoquis con Salsa Cremosa de Calabaza | Receta de Paula's Apron (Gnocchi con salsa cremosa de calabaza)

Tanto le gustaron que me dijo que tenía que ser mi siguiente receta en el blog, así que aquí estoy hoy, escribiéndola para vosotros, con nervios porqué espero no defraudaros. ¡Espero que también os guste mucho!

Estos Ñoquis con Salsa Cremosa de Calabaza son una comida o cena saludable y perfecta para esta estación. Ñoquis, ya hechos para acelerar el proceso, salvia crujiente y una salsa de calabaza que es la estrella de este plato. Puré de calabaza, ajo, cebolla, pimienta blanca, nuez moscada y un toque de brandy hacen la mejor salsa otoñal. Y además, ¡la salvia y la calabaza hacen una pareja perfecta! El toque de salvia crujiente al final aporta mucho sabor, textura y, sin nada de complicaciones, mejora la presentación de los ñoquis. Es un plato de esos que animan el día, perfecto para entrar en calor y, ¡lo tienes listo en solo 25 minutos! | Receta de Paula's Apron (Gnocchi con salsa cremosa de calabaza)

Ingredientes para Estos Ñoquis con Salsa Cremosa de Calabaza

Ya sabes que me gusta dejarte siempre algunas notas sobre los ingredientes, por si te preguntas si puedes sustituirlos u omitirlos, o para que sepas porqué los uso en la receta. Así que no iba a ser diferente para estos ñoquis con salsa de calabaza.

  • Ñoquis (Gnocchi): es el tipo de pasta que he usado hoy porqué siempre me hacen pensar en que van perfectos para típicos días frescos (¿a lo mejor porqué solo los hago a mano en otoño-invierno, aunque hoy ya los use hechos?). En cualquier caso, puedes usar cualquier tipo de pasta que te guste. Si te decantas por ñoquis ya hechos, fíjate en que los ingredientes del paquete solo contengan patata – si los eliges de patata, lo más típico-, harina y/o sémola, huevos, sal y si acaso algún tipo de aceite (girasol o de oliva).
  • Mantequilla y aceite: la mantequilla la uso para tostar la salvia porqué así de paso se tuesta, aportando un sabor como a fruto seco tostado de muerte. Luego, para sofreír el resto de ingredientes, necesitamos un poco más de grasa y me decanto por el aceite porqué este ayuda a que los sólidos lácteos de la mantequilla no se quemen.
  • Salvia: es una planta aromática que asocio un montón al otoño porqué es que encuentro que le va muy bien a la calabaza, al cerdo asado (que solo hago en épocas frías), a la manzana… Y es que su aroma fuerte y con un final incluso un poco amargo marida a la perfección con comida dulce-salada.
  • Cebolla y ajo: aportan saborcillo extra.
  • Puré de calabaza: el corazón de la salsa. Suelo usar puré de calabaza ya hecho, el típico americano como este de Libby’s que es 100% calabaza. Y es que en un plato como este, en mi opinión, no se nota la diferencia a nivel de sabor entre usar uno casero o uno ya hecho como el que te comentaba antes. Donde sí hay mucha diferencia en cambio es a nivel de tiempo y dinero – hacer el puré en casa requiere rato y el de lata, ¡es que es muy barato! No obstante a veces no lo encuentro y entonces sí que recurro al casero :). En preguntas frecuentes te explico como lo hago.
  • Brandy o Cognac: el toque de la abuela, y es que mi abuela usaba brandy o cognac para muchas salsas porqué aportan profundidad de sabor, que en este caso también ayuda a rebajar el toque dulzón de la calabaza. Puedes usar uno u otro indistintamente, y es que simplificando, el cognac es un tipo de brandy.
  • Crema de Leche (Nata para cocinar): es nata con un 18% de materia grasa. Aporta aún más cremosidad a la salsa. Omítela si quieres una versión más light.
  • Pimienta blanca y Nuez moscada: no solo van genial con la calabaza, sino que además me encantan en salsas a base de leche o crema de leche (por ejemplo nunca faltan en mi bechamel). Y es que ambas especias aportan como una sensación de ligereza a la vez que calidez al plato.
  • Sal: simplemente imprescindible.
Estos Ñoquis con Salsa Cremosa de Calabaza son una comida o cena saludable y perfecta para esta estación. Ñoquis, ya hechos para acelerar el proceso, salvia crujiente y una salsa de calabaza que es la estrella de este plato. Puré de calabaza, ajo, cebolla, pimienta blanca, nuez moscada y un toque de brandy hacen la mejor salsa otoñal. Y además, ¡la salvia y la calabaza hacen una pareja perfecta! El toque de salvia crujiente al final aporta mucho sabor, textura y, sin nada de complicaciones, mejora la presentación de los ñoquis. Es un plato de esos que animan el día, perfecto para entrar en calor y, ¡lo tienes listo en solo 25 minutos! | Receta de Paula's Apron (Gnocchi con salsa cremosa de calabaza)

Con Qué Usar Esta Salsa de Calabaza

Puedes hacer el doble o triple de cantidad de esta salsa cremosa de calabaza y así poderla usar a lo largo de la semana en varios platos o incluso congelarla para más adelante. ¿Con qué otras cosas puedes usarla pues además de con pasta?

  • Pescado blanco como el bacalao, gallo, merluza o lubina por ejemplo. Lo puedes hacer a la plancha y regarlo con esta salsa para un toque especial.
  • Pechugas de pollo a la plancha, la misma idea que con el pescado.
  • Como base de una pizza, y encima le pones queso y bacon por ejemplo. En este caso dejaría la salsa bastante espesa pero, para que no deje la base blandurria. Si ves que tu salsa está muy líquida, puedes calentarla en una sartén y dejar que reduzca hasta que tenga consistencia de salsa de tomate.
  • Legumbres. Tan pronto subí la receta en TikTok, un chico sugirió servir esta salsa con garbanzos y lo encontré un ideón, así que he añadido esta nueva opción. Creo que con judías blancas también quedaría genial.
  • Vale que la lasaña sería «pasta» pero quería ponerla como opción porqué esta salsa puede servir como relleno entre capas de lasaña mezclada con requesón o ricotta por ejemplo y espinacas, un poco de queso como mozzarella y parmesano y listos.
Salsa Cremosa de Calabaza | Receta de Paula's Apron

Algunas Preguntas Frecuentes

¿Cómo puedo hacer el puré de calabaza casero?

Puedes hacer el puré asando la calabaza o cocinándola al vapor. En ambos casos, pela la calabaza y córtala a cubos. En el caso de asarla, precalienta el horno a 200ºC y pon los cubos de calabaza en una bandeja de horno intentando que no se solapen demasiado. Hornéala sin sal, aceite ni nada más durante unos 30 minutos hasta que esté blanda. Si te quieres ahorrar el paso de pelar la calabaza, podrías asarla partida por la mitad sin pelar, con la parte de la piel hacia arriba, pero necesita mucho más tiempo de horno.

Tanto en el caso de asarla o cocinarla al vapor, una vez que la calabaza esté blanda, tritúrala y déjala en un colador de malla fina durante 30min-1 h para que drene el exceso de líquido. Luego conserva en un bote en la nevera durante 1 semana o congélala hasta 3 meses.

¿Puedo triturar la salsa?

¡Sí! Si quieres una textura de la salsa extra cremosa y sedosa, puedes triturarla. Yo a veces lo hago cuando tengo invitados. Ten en cuenta pero que esto es un paso más y más cacharros a limpiar después.

Estos Ñoquis con Salsa Cremosa de Calabaza son una comida o cena saludable y perfecta para esta estación. Ñoquis, ya hechos para acelerar el proceso, salvia crujiente y una salsa de calabaza que es la estrella de este plato. Puré de calabaza, ajo, cebolla, pimienta blanca, nuez moscada y un toque de brandy hacen la mejor salsa otoñal. Y además, ¡la salvia y la calabaza hacen una pareja perfecta! El toque de salvia crujiente al final aporta mucho sabor, textura y, sin nada de complicaciones, mejora la presentación de los ñoquis. Es un plato de esos que animan el día, perfecto para entrar en calor y, ¡lo tienes listo en solo 25 minutos! | Receta de Paula's Apron (Gnocchi con salsa cremosa de calabaza)

Más Recetas con Calabaza

Si haces esta receta de Ñoquis con Salsa Cremosa de Calabaza, deja un comentario y una puntuación para que sepa qué te ha parecido. ¡Tu opinión vale millones! Ah, y no te olvides de etiquetarme en Instagram, me encantaría ver tus creaciones. ¡A cocinar!

Estos Ñoquis con Salsa Cremosa de Calabaza son una comida o cena saludable y perfecta para esta estación. Ñoquis, ya hechos para acelerar el proceso, salvia crujiente y una salsa de calabaza que es la estrella de este plato. Puré de calabaza, ajo, cebolla, pimienta blanca, nuez moscada y un toque de brandy hacen la mejor salsa otoñal. Y además, ¡la salvia y la calabaza hacen una pareja perfecta! El toque de salvia crujiente al final aporta mucho sabor, textura y, sin nada de complicaciones, mejora la presentación de los ñoquis. Es un plato de esos que animan el día, perfecto para entrar en calor y, ¡lo tienes listo en solo 25 minutos! | Receta de Paula's Apron (Gnocchi con salsa cremosa de calabaza)

Ñoquis con Salsa Cremosa de Calabaza

Estos Ñoquis (Gnocchi) con Salsa Cremosa de Calabaza son puro otoño y lo más importante, ¡están tan buenos! Ñoquis, ya hechos para acelerar el proceso, salvia crujiente y una salsa de calabaza que es la estrella de este plato. El toque de salvia crujiente al final aporta mucho sabor, textura y, sin nada de complicaciones, mejora la presentación de los ñoquis. Es un plato de esos que animan el día, perfecto para entrar en calor y, ¡lo tienes listo en solo 25 minutos!
Imprimir Receta Pin Receta Valora
Tiempo de Preparación10 min
Tiempo de Cocción15 min
Tiempo Total25 min
Sirve: 4 personas
Autor: Paula

Ingredientes

  • 500 g de ñoquis - (gnocchi) puedes usar otro tipo de pasta (ver notas)
  • 25 g de mantequilla
  • 1 puñado de hojas de salvia
  • 2 cdas de aceite de oliva virgen extra
  • 50 g de cebolla - picada muy pequeñita (aprox media cebolla mediana-grande)
  • 3 dientes de ajo - picados. Puedes usar ajo confitado o asado.
  • 225 g de puré de calabaza - yo uso de lata, ver notas para hacerlo casero
  • 30 ml de brandy
  • 120 ml de crema de leche - (nata para cocinar), nata con un 18% de materia grasa (M.G.)
  • 1/2 cdta de pimienta blanca
  • 1/2 cdta de nuez moscada
  • Sal

Instrucciones

  • Derrite la mantequilla en una sartén a fuego medio y fríe las hojas de salvia hasta que estén crujientes. Retira las hojas de salvia de la sartén y resérvalas.
  • Añade un par de cucharadas de aceite de oliva en la misma sartén (ayuda a que no se queme la mantequilla). Añade la cebolla y el ajo, y sofríe hasta que se ablanden, unos 10 minutos. Paralelamente, pon a hervir una olla grande con agua para cocinar los ñoquis más tarde.
  • Añade el puré de calabaza a la sartén, el brandy o coñac y sazona con sal. Remueve durante un par de minutos hasta que el alcohol se haya evaporado, dejarás de olerlo.
  • Echa la crema de leche a la salsa con la pimienta blanca y nuez moscada y remueve hasta que obtengas una salsa homogénea. Baja el fuego al mínimo.
  • Llegados a este punto, prepara los ñoquis. Echa una cucharadita generosa de sal a la olla y cuécelos hasta que empiecen a flotar.
  • Usa agua de cocción de los ñoquis para ajustar la consistencia de la salsa, yo lo hago de cazo en cazo hasta conseguir mi textura favorita (como una salsa de tomate – ni líquida como la crema de calabaza ni espesa como el puré). Prueba y ajusta de sal si es necesario.
  • Mezcla los ñoquis con la salsa en la misma sartén y ajusta la consistencia con el agua reservada si ves que espesa demasiado.
  • Pica la salvia que habías reservado, excepto unas 5 hojas que usaremos opcionalmente para decorar, y mézclala con los ñoquis.
  • Sirve con las hojas de salvia por encima y ¡a disfrutar!

Notas

  • Si usas otro tipo de pasta de cocción más larga, te recomiendo que pongas el agua a hervir como paso 1 y una vez hierva ya tires la pasta. Mientras vayas haciendo la salsa la pasta se irá cocinando y lo tendrás listo a la vez.
  • El puré de calabaza de lata es 100% calabaza asada y triturada (sin ningún otro añadido, no se parece en nada a crema de calabaza). Si no encuentras lo puedes hacer casero, asando la calabaza o cocinándola al vapor. En ambos casos, pela la calabaza y córtala a cubos. En el caso de asarla, precalienta el horno a 200ºC y pon los cubos de calabaza en una bandeja de horno intentando que no se solapen demasiado. Hornéala sin sal, aceite ni nada más durante unos 30 minutos hasta que esté blanda. Si te quieres ahorrar el paso de pelar la calabaza, podrías asarla partida por la mitad sin pelar, con la parte de la piel hacia arriba, pero necesita mucho más tiempo de horno. Tanto en el caso de asarla o cocinarla al vapor, una vez que la calabaza esté blanda, tritúrala y déjala en un colador de malla fina durante 30min-1 h para que drene el exceso de líquido. Luego conserva en un bote en la nevera durante 1 semana o congélala hasta 3 meses.

¿Has hecho la receta?

Dime, ¡¿qué te ha parecido?! Deja un comentario a continuación y etiqueta @paulasapron en Instagram y/o usa el hashtag #paulasapron.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puntuación de la Receta




Like
Close
Have Fun & Cook with Paula's Apron
© Paula's Apron 2022. All rights reserved.
Close